Accueil

¡Cántale Pues ! sobre valores y cuestiones ambientales
El arpa es un sueño
Teatro infantil con vocación social
¿Pasado de moda ?
La construcción de la jarana jarocha
Décimo Festival del arpa en Cerrillos
Semillas
Convite de versadores en Misantla
La supuesta doble paternidad de Espinel
Definiciones y afinaciones de la jarana jarocha
Son, Denominación de Origen y otros cuentos
Son jarocho y extraterritorialidad
Tlacotalpan resurge dignamente altiva
Discursos rescatistas y contradictorios del son jarocho
Un convite jarocho
La Invención de América
De nuevo El Viejo
La siembra de ¡Cántale Pues !
El repertorio jarocho (segunda parte)
El repertorio jarocho (Primera parte)
Turismo y legado cultural
Madero : la utopía asesinada
Al son de la veracruzanidad
Fandangos decimonónicos : entre el furor y la cautela
Día de Muertos, noche de prejuicios
15 años de actividades de TISEV
Sociedad Nacional de Arpistas
Ballet folclórico
El son jarocho : innovación o permanencia
Un grito anegado
Andrés Alfonso Vergara : 1922-2010
Un fandango en 1857
Mario Barradas Murcia
El Coliseo de la Ciudad de México
Adiós Mamá Carlota y el Pito Real
Lázaro Patricio y el “derecho” de pernada
Primer Convite de Versadores de Misantla
“¡Cántale Pues !” en Barragantitlán
Linaje de músicos y versadores : Carlos Alonso Zamudio
El término “jarocho”
El arpa misionera y la de la soldadesca
Arreglar o descomponer
Israel Estrada
Sebastián Guigui : Con-cierto Reciclado
Cultura popular y modernismo
Los Corridos zapatistas
¡Viva la cuenca paisano !
El legado de tío Guillo
Toca tocotín
Primera Reunión de Decimeros y Versadores en Xalapa
Las músicas jarochas ¿de dónde son ?
Un chotis “choteado”
¿Canción, huapango o son ?
Tarima sin ley
Patricio Hidalgo Belli
VII Convite decembrino de Jaraneros
La Mona
Zenen Zeferino Huervo
Mujeres jaraneras : reflexión y fiesta
Jornada académica y vivencial sobre el son jarocho
La desolación del Vale Bejarano
Señor Presidente le vengo a avisar
La Calaca en la escuela
Las décimas del calabozo
La música barroca y el son jarocho
Bienes culturales e identidad
Sincretismo en el son jarocho
El arpa en México
De la vihuela de péndola a la guitarra de son
“Malabarpistas”
3° Encuentro de Arpistas en Xalapa
La Inquisición en la música jarocha
Hoguera o garrote vil
Tío Nico, Nicolás Sosa Hernández
Había una vez un Iván...
¿Profesionalmente tradicionales ?
La Jarana Primerita
Una Correa Grande
Soneros de corazón
Tercer Encuentro de Jaraneros y Decimistas en Córdoba
Cultivando el son
Amargo dulzor
Un silencio que grita
Relatos con música y chocolate
Un investigador pionero : Hellmer
Entre bordones y trinos
Cómo, por qué y de dónde “son”
El traje de la jarocha
¿Sí son o no son ?
Se parece mucho a un arpa
Después de pasado el Cóndor
Entre el Evangelio y la Espada




Corse
Canti & Musica - Anthologie de chants et musique profanes
Ocora - 2011



Participer à notre action :

      En adhérant
      Par le mécénat
 

[ Retour ]

La Invención de América


¡Alto la música !

Por considerar que este libro, publicado en 1958 por el historiador mexicano Edmundo O´Gorman (1906-1995), es imprescindible para comprender nuestra historia, comparto con nuestros lectores las siguientes décimas mías ; escritas en 1996 como un homenaje a O´Gorman, para participar en el Encuentro Iberoamericano de la Décima y el Verso Improvisado, América una sola Patria, celebrado en marzo de ese año en Caracas, Venezuela.

A finales del siglo XV, la irrupción de un "nuevo" contiente causó un profundo cisma frente al dogma europeo que establecía un "mundo finito"


1
El gran pensador Edmundo
O´Gorman establece
que revisarse merece
la irrupción del "Nuevo Mundo".
En analísis profundo
sobre tan crucial cuestión,
cuestiona una afirmación
que se suele dar por cierta :
¿Fue América “Descubierta” ?
¿Y “por” Cristobal Colón ?

2
O´Gorman historiador
y filósofo plantea
que es errónea esta idea
y da el por qué con rigor.
Colón cual navegador,
murió en la convicción
de que fue su aportación
hallar nueva ruta al Asia...
Aunque eso es una falasia
así la vivió Colón.

3
¿De dónde el afán mediático
de afirmar que descubrió
América, si creyó
Colón tocar suelo asiático ?
Qué disparate maniático
hacer la historia al revés,
si al morir el genovés
"América" no existía...
Ésta se definiría
un poco tiempo después.

4
¿Es describir cabalmente
decir : fue descubrimiento,
aquel acontecimiento
que estremeció a Occidente ?
¿Se explica así plenamente
La tremenda conmoción
que en la europea visión
a este hecho corresponde ?
¡Pues no ! O´Gorman responde :
se trata de una invención.

5
Hoy es un hecho sabido
que al hacer su aparición
la nueva tierra en cuestión,
Europa se ha sacudido.
El orden establecido
en la era medieval,
bajo el dogma clerical
de un "Universo Finito"
por "Divino Finiquito",
ahora embonaba mal.

6
Si bien la noción esférica
del mundo ya se intuía,
Europa no entendía
cómo encajaba América.
La idea ponía colérica
a más de una autoridad,
al constatar que en verdad
todo un dogma establecido,
resultaba desmentido
por la nueva realidad.

7
No sabían cómo explicar,
ni la iglesia ni los reyes,
esta tierra que en sus leyes
no pudieron ni soñar.
¿Cómo su Dios fue a obviar
todo un nuevo continente ?
¿Qué lugar darle a esa gente
que sin el Cristo vivió,
si el dogma es que él murió
por redimirla igualmente ?
8
Si en el "reino celestial"
había pugna y había lucha,
también riqueza y mucha
había en lo terrenal.
Era un negocio real
y además, seguramente
si cayó tan fácilmente
todo un continente entero,
es por el "Dios Verdadero"
y poco importa esa gente.

9
Así se auto convenció
Europa a su conveniencia,
dio a América existencia
y a su interés la inventó.
España así negoció
con el Papa este fallo :
El "Nuevo Mundo" es lacayo,
su riqueza hay que arrancarle
y el evangelio llevarle
entre pólvora y caballo.

10
No falta quien va a negar
haciendo gorda la vista,
que aquella brutal conquista
fue un negocio militar.
Había que justificar
o disfrazar los horrores.
Si se cometían errores,
pues así Dios lo quería...
porque en América había
puros seres inferiores.

11
Pero este tipo de inventos
no son cosas del pasado,
sigue el mundo manejado
al son de los mismos cuentos.
No hay que hacer grandes recuentos
del panorama mundial,
para ver que hoy rige igual
y el actual "Dios Verdadero",
lo es el Dios del dinero
en el plan neoliberal.

12
Por eso es que el eufemismo
de "Encuentro de dos mundos"
hace engaños nauseabundos
de político cinismo.
Y haciendo un paralelismo
con una actual situación
¿Es válida tal mención
con los Estados Unidos
que están en Irak metidos ?
¿Fue un "encuentro" esa invasión ?

13
En su versatilidad
el nuestro sí es un Encuentro
y da a los que estamos dentro
una válida hermandad.
Hablemos con claridad,
porque como decimistas
somos aquí especialistas
del verbo y de sus sentidos
y estamos comprometidos
además a ser realistas.

14
Y si de inventar se trata
reinventemos hoy a América,
aunque se nos ponga histérica
la neoliberal bravata.
Lo principal no es la plata,
la gente es lo principal...
Hoy por eso es primordial
ver que América Latina,
con el voto se encamina
a un nuevo orden mundial.

¡que siga la música !

Testimonios Jarochos es una investigación etnomusicológica del Instituto Veracruzano de Cultura.

andrescimas@gmail.com